Belle estaba bien… pero Sebastian, carajo, de nuevo fue demasiado lejos.

por Juan Pablo Anaya

20160906_181125

Anuncios