Una culpabilidad inconsciente constituye uno de los engranajes esenciales para el buen funcionamiento del sistema de autosometimiento de los individuos a la producción: el policía y el juez internos quizás son aún más eficaces para ello que los ministerios del Interior y Justicia juntos (Félix Guattari)

por Juan Pablo Anaya

las clases obreras de los países económicamente desarrollados están objetivamente implicadas, aunque más no fuera por la creciente diferencia de los niveles de vida relativos, en la explotación internacional de los antiguos países coloniales. Luego participación inconsciente y de todo tipo de formas: los trabajadores reabsorben más o menos pasivamente los modelos sociales dominantes, las actitudes y los sistemas de valor mistificadores de la burguesía –reprobación del robo, de la pereza, de la enfermedad, etc.– reproduciendo por su propia cuenta objetos institucionales alienantes tales como la familia conyugal y lo que ésta implica de represión intrafamiliar entre los sexos y los niveles de edad, o bien su apego a la patria con su inevitable resabio de racismo […] Desde su más temprana edad, y aunque no fuera más que en razón de que aprenden a leer en el rostro de sus padres, las víctimas del capitalismo y del ‘socialismo’ burocrático están atormentadas por una angustia y una culpabilidad inconscientes que constituyen uno de los engranajes esenciales para el buen funcionamiento del sistema de autosometimiento de los individuos a la producción. El policía y el juez internos quizás son aún más eficaces que los ministerios del Interior y Justicia. La obtención de este resultado descansa en el desarrollo de un antagonismo acentuado entre un ideal imaginario que se inculca por sugestión colectiva a los individuos, y una realidad totalmente distinta que los espera en la esquina […] Se obtiene así […] en definitiva, todo un sistema de demanda que perpetúa la dependencia inconsciente respecto del sistema de producción, lo que constituye la técnica de la ‘participación’. El resultado de este trabajo es la producción en serie de un individuo que estará también mal preparado para afrontar las pruebas importantes de su vida”.

(Guattari,Psicoanálisis y transversalidad, pp. 317-318)

Anuncios